Los implantes son elementos metálicos que se ubican quirurgicamente en los huesos maxilares, debajo de las encías.  

El implante se integra fuertemente al hueso y permite una intensidad de fuerza de mordida y masticación semejante a la de los dientes naturales.

Con los implantes podemos reponer una pieza unitaria, evitando desgastar las vecinas, varias piezas a la vez o toda una arcada completa.

Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted